Aurora
Un bebé de pocos días de vida, que fue abandonado en una calle de Santiago

Aurora fue abandonada en plena calle de Santiago en una caja de cartón, frente al hogar de una persona que ayuda a perros callejeros. No tenía más que 5 días de vida, momento en que las aves necesitan más la protección y cuidado de su madre.

Abandonada en la calle, tuvo la suerte de encontrarse con gente que la cuidó y la trajo al Santuario Igualdad Interespecie.

Cuando llegó con nosotros, era tan pequeña, que cuando trabajábamos la poníamos sobre el escritorio para que no se sintiera sola. Ella buscaba nuestras manos y se acostaba junto a ellas. El convivir con humanos desde el principio, la hizo un pato muy distinto a todos los demás. En general, los patos, son una especie que no es muy cercana al ser humano. Suelen ser desconfiados o temerosos, en cambio Aurora, si bien no le gusta que la acaricien como a los mamíferos, disfruta de la compañía, de comer de la mano, y de participar entre compañeros humanos.

Aurora es una patita creativa. Cada día para ella es una aventura y siempre está inventando cosas. Explora nuevos lugares, se comporta distinto o intenta nuevas maneras de enfrentarse a lo que ya conoce.

Aurora es fanática de los fideos, y cuando vienen voluntarios a trabajar, siempre encuentra su lugar abajo de la mesa, picoteando a cada uno de ellos para que le de un poco de su comida. Es una patita feliz y con confianza en si misma. Se relaciona de igual a igual con perros y gatos, y cuando se siente amenazada no escatima en responder con un picotazo. Así como Aurora se salvó, muchos de estos animales “sobrantes” de los criadores terminan muertos, triturados, atropellados, simplemente abandonados a su suerte.

Otros Links
¿Quieres ser madrina de Aurora?


SIGAMOS EN CONTACTO!
En las redes sociales